Foro Facebook G+ Twitter Youtube RSS Contactar
El acné es un proceso inflamatorio crónico que afecta a rostro,
espalda o escote y puede dejar secuelas en forma de cicatrices.
Para las cicatrices atróficas del acné los tratamientos de IML son,
entre otros, la dermoabrasión, peelings, resurfacing con láser o rellenos.
El Láser de Colorante Pulsado o el Starlux 1540 y la Luz Pulsada Intensa
se utilizan en IML para tratar las cicatrices hipertróficas de acné.
En IML se ha desarrollado un tratamiento específico
para las cicatrices atróficas de acné: Acné Repair.
Los láseres Fraccionados Ablativos y no Ablativos son muy eficaces en las cicatrices
de acné y no presentan los efectos secundarios de otros tipos de láseres.
  

Grados de gravedad de las cicatrices de acné

La gravedad de las cicatrices de acné está relacionada con dos factores:

  1. Profundidad del proceso inflamatorio:
    • Cuando la inflamación es más superficial a nivel de la epidermis, los cambios que se pueden apreciar en la piel normalmente son de coloración. Se puede presentar enrojecimiento o pigmentación marrón.
    • En cambio cuando la inflamación es profunda, a nivel de dermis, se producen verdaderas cicatrices atróficas, hipertróficas o queloides.
  2. Duración de la inflamación:
    Cuanto más dure la inflamación más posibilidades hay de que el tejido dérmico se altere y aparezcan cicatrices.

Gravedad

La gravedad de las lesiones dependen de la profundidad y duración de la inflamación.

¿Desea conocer el grado de gravedad de sus cicatrices de acné? Solicite ahora una consulta informativa con uno de nuestros dermatólogos expertos.